¿Reparar o comprar un nuevo refrigerador?

Cuando un electrodoméstico, como una lavadora o un frigorífico, se estropea, a menudo nos planteamos comprar uno nuevo porque creemos que repararlo nos costará más de lo que estimamos que vale el aparato en ese momento, después de haberlo utilizado durante unos años. Lo mejor es reparar el frigorífico a no ser que sea demasiado viejo y consuma demasiada electricidad.

Así que, antes de tomar una decisión, revise las razones más comunes por las que no funciona. Puede deberse a problemas muy sencillos y fáciles de resolver, como que no esté bien conectado o encendido, o que no se haya limpiado correctamente.
El cable podría estar defectuoso, el fusible podría estar fundido o el aparato podría estar recibiendo un voltaje insuficiente.
Aquí encontrará las soluciones más comunes a estos problemas del frigorífico. Si no puede averiguar cuál es la causa del problema, lo mejor que puede hacer es llamar a un experto como lo son en refrigeracionner.com, quienes le brindarán un presupuesto gratis el mismo día que los llame, así podrá tomar una decisión más informada y decidir cuál es la mejor alternativa respecto al electrodoméstico.